7 Consejos & Sugerencias para tus Trekkings en Nepal. 2ª Parte

… viene del post anterior, 7 Consejos & Sugerencias para tus Trekkings. 1ª Parte

4. Equipo

La vestimenta y el equipo que vayas a llevar depende de a donde y cuando vayas a hacer el Trek. La lista a continuación hace referencia al material que utilicé para los treks del Campo Base Annapurna y Campo Base Everest en Abril y Mayo respectivamente.

Ropa

> botas de montaña (¡usadas!)
> calcetines (min.3p)
> pantalones de hiking
> camisetas de secado rápido (no algodón)
> forro polar
> leotardos
> guantes
> chaqueta
> chaleco plumón
> sandalias de playa
> gorro forro polar
> sombrero protección solar
> poncho de lluvia

Equipo

> saco de dormir (3-4 estaciones)
> mochila excursiones diarias
> linterna de cabeza
> palos de trekking
> gafas de sol
> crema solar (+50)
> cantimplora
> pastillas purificadoras

Varios

> crema de labios
> kit de aseo
> papel higiénico
> toalla secado rápido
> botiquín
> kit para ampollas
> libro i/o cartas
> bolsas de plástico
> candado

* Aviso para fotógrafos: Id bien provistos de tarjetas de memoria, hay mucho que fotografiar +  id bien provistos de baterías (cargar baterías es “caro”) y mantenedlas en caliente (bolsillos interiores) para que no se descarguen por el frío.

** Aviso para golosos: Si os van los kit kats, snickers o galletas en general, es una buena idea comprar provisiones a buen precio en Kathmandú. Ocupa poco en la mochila y durante la ruta es un capricho que se paga hasta 5 veces su precio en la ciudad.

5. Porteadores & Guías

5.1. Porteadores

Nunca me llegué a acostumbrar a ello, y con muchos que hablé del tema, me comentaron lo mismo. Cada vez que me cruzaba con un PORTEADOR cargando esos monumentales bultos, mal equipados, dejándose la salud y en ocasiones jugándose la vida, a cada ocasión sentía un punzada. El trabajo de porteador es necesario en estos valles con malas comunicaciones, pero que sea necesario no implica que tenga que ser sistemático para incluso en situaciones innecesarias. Y qué situación más innecesaria que un señor se deje la salud para llevarte tus ropitas.

Personalmente considero que si no hay un impedimento mayor de salud, cada trekker debería cargar con sus propias cosas, es un tema -para mí- Moral. “Que cada uno cargue con su mierda”, comentábamos con Vicente, de ValenciaA la contra otros esgrimían que eso generaba actividad económica y que el sueldo que recibían los porteadores era “elevado”.

Es imposible estar de acuerdo en que nuestro paso por sus valles debe generar riqueza para ellos, pero si lo que quieres es dejarte el dinero allá, hay otras formas mejores que explotar la necesidad de estas gentes para que te carguen tus ropitas: Puedes contratar a un GUÍA.

5.2. Guías

Un guía local que conozca los caminos, las plantas, las historias, las costumbres. Un guía que te permita zambullirte en la cultura Sherpa. Y si pagarle a un guía para que te muestre su cultura no te parece poca actividad económica, siempre puedes comprar artesanía local de calidad (nada de baratijas de plástico o souvenirs mediocres) que aporta un valor añadido real y que incentiva el mantenimiento de costumbres y oficios. Y si todavía te queda dinero, siempre puedes buscar una ONG que trabaje in situ por la salud y la educación de las comunidades locales, porque eso, a larga, también genera actividad económica.

Así que lo dicho, “Que cada uno cargue con su mierda” y si lo que se quiere es colaborar con el desarrollo de estas zonas hay alternativas a recurrir a trabajos forzados innecesarios, por muy supuestamente bien pagados que estén -que nunca estarán suficientemente bien pagados y sino pruébenlo en sus casas…-.

6. Permisos

6.1. Tarjeta TIMS

Disponer una tarjeta TIMS es obligatorio para todos los Trekkers. TIMS (Trekking Information Management System / www.timsnepal.com) es un registro para  tener censados y controlados a todos los excursionistas. Se pueden realizar en Pokhara o en Kathmandú. En el caso del Trekking al Campo Base del Everest también se puede realizar en in situ*. Son necesarias dos fotos de carnet, el pasaporte y una fotocopia de éste, y unas 1740Rp. * Información Mayo 2013. No está de más comprobar que esta opción sigue vigente.

6.2. Entrada Parques Nacionales

El mantenimiento y la conservación de los Parques Nacionales se financia en parte con las entradas que pagamos para su disfrute. Varían según el parque (Annapurna 2000Rp / Everest 3000Rp). En el caso del Annapurna se puede conseguir en el mismo lugar en Pokhara donde se consigue la tarjeta TIMS, y en el Everest in situ, al igual que su TIMS respectiva.

7. Disfruta

Llegamos al final y lo que pretendían ser “7 Consejos & Sugerencias” sobre temas a tener en cuenta durante tus treks por los Himalayas se han convertido en una buena parrafada, lo sé. Todas estas “verdades” no son absolutas, son aproximaciones a la espera de ser cuestionadas por otros viajeros con el afán de mejorar -espero vuestros comentarios y observaciones-. Pero en última instancia, lo que he pretendido con estos posts es intentar aclararte un poco las cosas para que te lances a la aventura.

Mi paso por los Campos Base de los Annapurnas y del Mt Everest ha sido sin lugar a dudas una de las experiencias más bellas de toda esta aventura. Disfruté como un crío de los paisajes, de los bosques, los glaciares, las nieves, del frío, de los atardeceres, y disfruté muchísimo también de las muchas horas pasadas con otro trekkers contándonos batallitas alrededor de una estufa. Espero pues, que teniendo en cuenta estos consejos puedas prepararte mejor tu aventura, evitar posibles imprevistos y concretarte en lo verdaderamente importante: ¡Disfrutar!.

¡Felices Treks!

7 Consejos & Sugerencias para tus Trekkings en Nepal. 1ª Parte

Descubrir los Himalayas recorriendo sus sendas, sus bosques y sus glaciares es sin lugar a dudas una de las experiencias más intensas que se puedan vivir. La majestuosidad de sus paisajes y sus gentes son la recompensa al esfuerzo físico realizado y dejarán sin lugar a dudas una huella imborrable en el viajero.

Pero no hay que olvidar que como toda actividad de montaña y como toda “intrusión” cultural y medioambiental, un Trek implica tomar precauciones y asumir responsabilidades, y por encima de todo, respeto máximo a los lugareños y al medio ambiente.

A continuación desgranaré algunas directrices generales que en última instancia deberían completarse con una guía de viajes o de treks especializada.

1. Salud:

1.1. Seguro de Viaje:

Los Treks al ABC (Annapurna Base Camp) & EBC (Everest Base Camp) son circuitos de montaña perfectamente trazados y mantenidos periódicamente. Los protocolos de ascensión (ver siguiente apartado)  están perfectamente definidos y la red de Lodges (albergues de montaña) es extensa. No por eso hay que olvidar que los accidentes pueden ocurrir y que no dejan de ser en lugares aislados. Por lo tanto, tener un Seguro de Viaje que cubra una eventual evacuación es indispensable. Un rescate a 4000m cerca del Mt. Everest puede costar entre 2.500$ y 10.000$, y el pago tiene que estar clarificado por adelantado. Así que no lo olvides: SÍ al Seguro de Viaje.

En este caso deberás llevar siempre encima: Pasaporte `+ Fotocopia Pasaporte + Copia de Póliza de Seguro + Tarjeta de Crédito.

1.2. Mal de Altura:

El Mal de Altura es la falta de adaptación del organismo a la hipoxia falta de oxígeno– de la altitud. La gravedad del trastorno está en relación directa con la velocidad de ascenso y la altitud alcanzada. De manera inversa estos síntomas normalmente desaparecen al descender a cotas más bajas. Lo oiréis a menudo: El Mal de Altura mata“, y como es cierto y es fácil de evitar os comento los siguientes aspectos a tener en cuenta:

Precauciones > Asciende lentamente (300-500m de altura/día), no hagas demasiados sobresfuerzos, come alimentos con muchos hidratos de carbono, bebe mucha agua (nada de alcohol ni cafeína).
Síntomas > Dolor de cabeza, pérdida del apetito y nauseas, vómitos, cansancio, mareos, sueño interrumpido, sensación de ahogo.
Soluciones > Detenerse en la ascensión para dar tiempo al que el cuerpo se aclimate. Durante este proceso de aclimatación, ascender durante el día para volver a una cota más baja a pasar la noche. Si aparecen los síntomas se puede tomar Diamox (250mg cada 12h), pero si los síntomas persisten hay que descender*.
* Mientras cenábamos en Gorakshep tras culminar el Campo Base del Everest, caída ya la noche, tuvieron que evacuar a un turista. Al no haber luz el helicóptero no podía volar, con lo que tuvieron que carrear en camilla y con oxígeno al turista por un sendero entre peñascos y glaciares. Una situación peligrosa con final incierto y que a buen seguro podría haberse evitado. El Mal de Altura mata, así que es indispensable ser prudente.

1.3. Botiquín:

Un botiquín básico consistiría en: Gasas, vendas, esparadrapo, tijeras y iodoAntidiarreicos y sueros / Ibuprofeno / Termómetro / Diamox para el mal de altura / Antibióticos* / Compeed para evitar llagas en los pies. / Crema Solar +50.

* En mi caso contraje una infección de garganta con tos seca en plena ruta y tuve que descender al final a Namche Bazar para hacer una visita a la farmacia.

2. Respeto

2.1 Humano

No hay nada más triste, vergonzoso -vergüenza ajena- y frustrante que ver a otros viajeros/turistas tratando sin respeto a los lugareños. Hay una ley muy sencilla que nunca hay que olvidar:

“Que pagues dinero por unos servicios no te da derecho a todo, y mucho menos, a tratar irrespetuosamente a las personas.”

Partiendo de la base que todos somos iguales (independientmente de tu cuenta corriente), en este caso es importante no olvidar que no dejamos de ser nosotros los que vamos a visitar su tierra, y por lo tanto debemos tratarles con la afabilidad y los agradecimientos mínimos con los que se trata a un anfitrión que te permite visitar a su hogar.

[faq-toggle title=”Algunas normas locales a tener en cuenta,” color=”gray”]

> Vestir con decoro. Ni shorts demasiado cortos ni escotes de sábado noche.
> No hacer demostraciones de afecto en público. Barra libre en la intimidad.
No compres antigüedades. Podrían haber sido sustraídas ilegalmente y a fin de cuentas éste es el patrimonio cultural de la comunidad.
No señales a las personas con tus pies sucios o con el dedo.
No pases por encima de personas que estuvieran sentadas en el suelo. Si no hay más remedio pide amablemente permiso.
No uses tu mano izquierda. Se considera sucia e impura.
Recibe y da con las dos manos.
Pide permiso antes de tomar una foto.
No des a los niños locales bolígrafos o dulces. No los conviertas en pedigüeños. Si realmente quieres hacer una aportación entérate de quien es el maestro/maestra y entrégaselos a él/ella.
No incentives la limosna. En vez de ello estimula el comercio local y paga precios justos. Eso implica no estrangular al vendedor, pero también la responsabilidad de no pagar precios inflados.
Descálzate antes de entrar en una casa o monasterio. Las mujeres deben abstenerse de tocar a monjes y lamas.
> Pasa por la Stupas siguiendo el sentido de las agujas del reloj.
> No comas, bebas, fumes o seas ruidoso en lugares religiosos.[/faq-toggle]

2.2 Medioambiental

Aunque por suerte hoy en día este tipo de comentarios ya se dan por asumidos, creo que debido a su importancia nunca están de más. Vamos a un espacio natural cuya supervivencia depende de la reducción del impacto de nuestro paso. En última instancia lo que te voy a comentar es puro sentido común “casi universal” y consiste en no hacer cosas que tú NUNCA tolerarías que se te hicieran.

Basura > Llévate todo lo que trajiste. Los valles de alta montaña no son ciertamente un buen lugar para desplegar un sistema de recogida de basura como el de nuestras ciudades y pueblos, así que colabora asumiendo tu parte y llévate de vuelta a casa los papeles, los plásticos y/o pilas que hayas traído contigo.
Agua  > Viaja con tu propia botella. Es muy probable que al final del día acabes consumiendo entre 3 o 4 botellas de agua que al final de una semana de trekking serían unas 25 botellas de plástico. Todo ese montón de basura se puede reducir a CERO si te compras tu propia cantimplora y la vas rellenando con agua hervida y filtrada (la encontrarás en todos los Lodges) o, como hice yo, haciendo uso de pastillas purificadoras de agua (iodo). Haciendo esto último no sólo te ahorrarás un dineral, sino que reducirás tu impacto (menos botellas y menos combustible malgastado en hervir agua) y podrás tomar agua a cada momento de cualquier manantial.
Ríos > No hagas tus necesidades cerca de un manantial o de un río. El monte es muy ancho y no hay necesidad alguna de contaminar las aguas con tus heces.
Calefacción> Si tienes frío abrígate. El combustible natural a esas alturas escasea, y lo último que nadie quiere es que se vayan talando bosques por capricho. El transporte de bombonas de gas tiene una alto coste humano y económico. Así que si tienes frío abrígate, y si sigues teniendo frío, abrígate aún más. Pide mantas en el Lodge y no vayas por las noches de los Himalayas en camiseta corta exigiendo que te calienten la habitación.
Fauna & Flora > No toques nada. Disfrútalo -que se puede- desde la distancia, con mesura y respeto, sin salirte de los trazados. A fin de cuentas, todo lo que perseguimos en este apartado es reducir el impacto de nuestra huella en este entorno natural, por respeto a sus habitantes y para disfrute nuestro.

3. Dinero

Tráete todas tus ruppias contigo. Durante los treks aquí descritos no encontrarás cajeros automáticos. Lo que si encontrarás son cambistas (en los mismos Albergues) o bancos (en Namche Bazar) que te cobrarán unas comisiones mucho más altas. Así que haz tus previsiones e intenta llevar unas ruppias de más. Ni que decir que nunca está de menos tener un depósito de emergencia en euros.

continúa  en el siguiente post, 7 Consejos & Sugerencias para tus Trekkings. 2ª Parte…

FAQ/2 Equipaje: ¿Qué me llevo?

En un gran viaje, no es que tu mochila sea tu mejor amiga. En un gran viaje tu mochila eres Tú.

Y ese “eres Tú” evolucionará durante la ruta. Tu mochila se vaciará a medida que vayas aprendiendo a discernir lo superfluo de lo necesario. Y a medida que tu mochila se vacíe, o no, comprenderás cosas importantes sobre tu manera de ser, sobre tus limitaciones, tus apegos.y al final también, sobre tus conquistas.

No creo que nadie haya hallado la fórmula matemática exacta, pero el tamaño de la mochila es inversamente proporcional a la experiencia del viajero. O lo que es lo mismo, mientras más has viajado más has sufrido mochilas enormes cargadas de cosas prescindibles, y claro, al siguiente viaje ya no quieres volver a ser ese pringado.

Ten en cuenta que cuando llegas a un sitio, la mochila se queda en la habitación, pero mientras encuentras esa habitación, te las tendrás que ver muchas veces carreteándola bajo un sol implacable, en medio de una ciudad caótica y con los taxistas atosigándote. Así que póntelo fácil, lleva lo imprescindible y deja de sufrir por sufrir.

1. A tener en cuenta…

Puede que lo que te cuente a continuación te parezcan generalidades pero en realidad son consejos muy concretos. Puede que lo que te cuente ahora pero parezca obvio, puro sentido común, pero si algo escasea hoy en día es un poco más de eso, de sentido común. Como ya comenté en un post, tu equipaje es tu viaje, así que vamos ya con las primeras consideraciones para armar una buena Mochila Viajera.

[faq-toggle title=”La Mochila Ideal” color=”gray”]

La Mochila Ideal sería aquella que en el mínimo espacio/peso posible transporta el material necesario para dar respuesta al mayor abanico de situaciones (playa, montaña, jungla, ciudad, etc…). Pero no sólo es pequeña y ligera, la Mochila Ideal tiene que estar ordenada de la forma más óptima posible para:

1. Encontrar lo que buscamos al momento sin  tener que desmontarla por completo a cada rato.
2. Ocupar menos espacio puesto que las cosas bien dobladas y ordenadas ocupan mucho menos que puestas de cualquier manera.
3. Cargarla de modo que nuestra espalda sufra lo mínimo (lo más pesado siempre al fondo y pegado al trasero).

Elige una mochila que sea cómoda, fuerte, ligera y que se adapte bien a tu espalda, y no te olvides de comprarle una funda para protegerla de la lluvia y de la suciedad en general. Una buena mochila es para toda la vida, así que tómate tu tiempo, escoge bien y no racanees.[/faq-toggle]

[faq-toggle title=”La Casa a Cuestas” color=”gray”]

La teoría la tenemos todos clara: “Vivimos con mucho más de lo que realmente necesitamos”, pero la práctica sólo la aprendes en un viaje como éste. Te vas de viaje así que no cargues con la casa a cuestas. Si cargas algo “por si acaso”, mejor déjatelo. Piensa que en el destino siempre puedes comprar cualquier cosa que te hayas dejado o que necesites en el momento. Y piensa que comprándolo en el destino seguro que te sale más barato que comprándolo en casa.

Más vale pecar un poco de radical y dejarte cosas, que ser conservador y llevarte la casa a cuestas.[/faq-toggle]

[faq-toggle title=”Súper Ligero” color=”gray”]

Se llamaba Jules, era canadiense y tenía 21 años. Quería ser reportero y viajaba sólo por India cuando nos conocimos en el Salvation Army de Mumbai. Jules viajaba Súper Ligero de equipaje: No más que una mochila pequeña con dos mudas diarias (camiseta, calzoncillos y calcetines), unos pantalones cortos, un bañador, un jersei, un par de zapatillas deportivas y unas sandalias de playa, el neceser y puede que un chubasquero.

Poco más, porque su mochila era insultantemente pequeña y el chico ya llevaba unos meses en la carretera. Lavaba a mano cada noche la ropa del día y con eso le bastaba y le sobraba para viajar. Iba limpio y aseado, así que no os lo imaginéis como un pordiosero. Cierto es que Jules tomaba notas para sus escritos en una libreta (nada de portátiles) y su cámara era una compacta sencilla. Iba con un smartphone para conectarse a Internet. También se había ceñido a países cálidos con lo que se ahorró mucho lastre.

Yo, curtido trotamundos con ya casi 15 meses a mis espaldas, tuve que plegarme ante el Arte Viajero de Jules y ante el imponente despliegue de sentido común y economía de medios de este chaval. Lo tengo claro: ¡Yo algún día quiero viajar como Jules![/faq-toggle]

2. Mi Mochila:

Durante el Viaje anduve con siempre con 2 Mochilas: La Oficina y La Casa

La primera, La Oficina, era la pequeña, la que cargaba al frente y donde carreteaba el equipo fotográfico, el equipo informático, el reproductor de música y el ebook, y todos los documentos importantes (pasaporte, tarjeta de crédito, seguro de viaje,etc…). Todo lo necesario para poder llevar a cabo el proyecto Outteresting.com y de la que os hablaré extensamente en el siguiente post. Esta mochila estaba siempre conmigo o cerrada bajo llave en la habitación o en una taquilla, y pesaba alrededor de 9 kg.

La segunda, La Casa, era la grande, la que cargaba a la espalda y que contenía todo lo demás, todo lo que necesité durante los casi 20 meses del viaje. Su peso se mantuvo bastante estable desde el primer día, alrededor de los 12,5 kg en una mochila de 50 litros (con una más pequeña habría pasado bien). Tuvo un incremento fuerte en el tramo final cuando tuve que equiparme para los trekkings a los Campos Base de los Annapurnas y del Everest, y el peso total final rondaba los 16,5kg.

Mochila Tipo 50 litros

Aquí tienes el listado del equipo por apartados. La mayoría de prendas fueron cambiando, o bien porque se rompieron durante el viaje, o bien porque las perdí, pero la cantidad se mantuvo bastante constante.

[faq-toggle title=”Ropa” color=”gray”]

3 camisetas secado rápido. La solución más práctica en países tan húmedos y geniales para los trekkings.
3 camisetas de algodón. Para los días menos calurosos y para después de la ducha.
– 5 canzoncillos + 5 pares de calcetines.
1 Pantalón largo convertible en corto con muchos bolsillos. Es un perfecto 2 en 1. Durante los trekks suele hacer frío en las madrugadas y al cabo de poco un pantalón largo es un estorbo.
1 Pantalón corto con muchos bolsillos. ¡Los fotógrafos amamos los bolsillos!
1 Pantalón corto ligero algodón. Tipo thai fisherman que me compré en el viaje. Perfecto para el día de relax y para después de la ducha.
1 Pantalón tejano. Lo compré durante el viaje para usarlo como “traje de gala”. 
1 Forro polarQue usaba como cojín en los buses nocturnos.
Bañador y pareo de playa.
– Chaqueta impermeable con capucha.
– Chaleco plumón plegableOcupa muy poco espacio en la mochila y realmente abriga.
Botas de trekking.
Chanclas.[/faq-toggle]

[faq-toggle title=”Equipo” color=”gray”]

Saco sábana de dormir. Durante el primer año en Asia casi no lo usé, pero fue llegar a India y se convirtió en uno de mis gadgets estrella.
Toalla de microfibra. Secado rápido.
Bolsa impermeable. La compré durante el viaje y era otro gadgets comodín para llevar la cámara segura en zonas de jungla y playa.
Bolsita plegable. Tipo Pocket Bag, para ir guardando la ropa sucia y hacer lavadoras.
Bolsa de Aseo Personal. A cada uno lo suyo, pero no viajes con el champú oferta de litro y medio. Mejor poco y pequeño.
Botiquín básico. Hay acceso a farmacias por todas partes pero está bien que lleves lo básico (Iodo, tiritas, gasas y esparadrapos, tijeras, pinzas, paracetamol, aspirinas, antidiarréicos, suero, etc..)
Funda acolchada para cámara. La usaba en los trekkings de jungla o en las playas cuando llevaba la cámara dentro de la bolsa impermeable.[/faq-toggle]

[faq-toggle title=”Varios” color=”gray”]

Candado. Para guardar los objetos de valor en taquillas en los albergues.
Tapones para los oídos. Indispensable para un sinfín de situaciones.
Linterna de cabeza. Indispensable para un sinfín de situaciones.
Alargo. Muy útil cuando el enchufe está en la otra punta de la habitación o cuando quieres cargar varios aparatos al mismo tiempo. Asegúrate que sea lo menos aparatoso posible.
Gafas de sol.
Navaja multiusos.
Papel Higiénico.
Adaptadores para enchufes. Si tienes uno universal mejor. Sino los puede comprar in situ.
Maquina de rasurar. Para pelarme la cabeza a cada luna llena. Prescindible.
Documentación Duplicada. Fotocopia pasaporte, fotocopia póliza de seguros, hoja de contactos (teléfonos & emails) de tu banco y de algún familiar o amigo.[/faq-toggle]

De toda esta lista sólo creo que me faltó haberme comprado unas buenas sandalias de montaña, pero la realidad es que pude hacer el viaje sin ellas. Otra buena idea habría sido llevarse una botella con filtro de carbón. Puede parecer una pijada, pero teniendo en cuenta los cientos de botellas de agua que llegué consumir, seguro que me habría ahorrado mucho dinero y todos esos centenares de botellas de plástico.

Por lo demás verás que no hay tanta ropa y eso es porque se pueden hacer lavadoras en casi todos los albergues que encontrarás por el camino. Y si quieres llevar menos, ya lo sabes, pastilla de jabón y a lavar en el baño por las noches las mudas para el día siguiente.

3. Guías de Viaje:

Otro eterno debate entre los viajeros es el de “Guía sí. Guía no”. Yo lo tengo muy claro: Viajo con Guía.

Durante todo el viaje he viajado con Lonely Planet. No porque necesariamente sea la mejor, pero a mi me ha funcionado muy bien en todos los países (sólo en 2 ocasiones durante 591 días me fallaron los mapas, pero ningún drama). Viajo con guía porque me ayudan muchísimo los mapas para orientarme cuando llego a una ciudad nueva. Y todos los consejos y comentarios sobre transportes suelen afinar bastante. También tiendo a buscar una guía lo más actualizada posible (en inglés las actualizan casi cada año, en español cada mucho más) para tener una referencia de precios lo más cercana a la realidad y así poder regatear con más criterio y evitar que me metan goles (me los acaban metiendo igual, pero bueno, yo lo sigo intentando).

Mapa histórico Madrid centroLos comentarios de los puntos de interés tiene sus más y sus menos pero si me quedo con ganas de más lo busco en internet (puedes encontrar información muy útil en Wikitravel) o pregunto en el sitio (siempre puedes contratar un guía). Y los restaurantes y los bares ni me los miro.

El otro punto fuerte es el alojamiento, pero suele tener la pega que muchos de ellos, al aparecer en la guía, suben precios y bajan calidad de servicio. Al final es ir a echar un vistazo, y si se les ha subido el éxito a la cabeza, te vas al de enfrente y listos.

La Lonely Planet es la biblia viajera, pero como todo libro sagrado generalista hay que saber interpretarlo, así que no te tomes en serio todo lo que allí pone y contrasta la información con otros Blogs, con otros viajeros que te cruces en la Ruta y con los locales, que aunque la muchas veces te quieran vender la moto, la mayoría son buena gente con información de última hora. Así que recuerda:

Las guías sólo son una fuente de información más, nunca la única y dependiendo del caso, no necesariamente siempre la mejor.

Compré las guías sobre la marcha (nunca las que agrupan varios países, son demasiados generales). Muchas de segunda mano, muchas haciendo trueque, algunas que eran fotocopias y otras originales. Me hubiera gustado guardar la colección, pero al final siempre las acabé revendiendo para comprar las nuevas y seguir el viaje sin cargar el lastre a cuestas. Probé guías digitales en el ebook y no funcionaron (el papel le da mil vueltas) y me faltó viajar con un smartphone en las ciudades (he visto aplicaciones geniales).

FAQ/3 Equipo Fotográfico: ¿Qué me llevo?

Uno de los objetivos del viaje era precisamente éste: levantar, construir y tejer el tapiz de historias e impresiones que conforman este blog. ¿El precio a pagar por Outteresting.com? Muchos, pero el más patente es que, si a mis espaldas cargaba 12,5kg, al frente no llevaba menos de 9kg. 9kg que eran absolutamente prescindibles para viajar, pero absolutamente imprescindibles para mi viaje.

Si andas igual de “enfermo” que un servidor te cuento cual es el lastre con el que tendrás que cargar…

1. Equipo Fotográfico

Mochila

Sabía que la mochila era una decisión vital y recorrí todas las tiendas de Barcelona a la búsqueda de la que sería mi fiel compañera. Cuando la encontré lo primero que hice fue compadecerme de ella. La Lowepro CompuDay Photo 250 ha sobrevivido como una campeona y para mí es, sin lugar a dudas, la mejor por varias razones:

1. Me permite llevar mi ordenador portátil bien protegido.
2. El bolsillo lateral es ideal para tener acceso inmediato a la cámara.
3. Tengo siempre a mano mi botella de agua.
4. Una buena cantidad de bolsillos interiores para tener mi material bien organizado.
5. Es un buena marca, por lo tanto es muy resistente.
6. Tiene un buen tamaño para cumplir las funciones de mochila pequeña para un trekking de pocos días.

LowePro - CompuDay Photo 250

Lo único que le faltaba era la posibilidad de cargar el trípode, y lo solucioné añadiendo un par de bridas que compré en una tienda de deportes de montaña y que me cosió un zapatero. No era la solución óptima pero funcionó bien.

La cremallera grande se acabó rompiendo (y no se lo reprocho) y en India encontré sastres-mochileros que por pocas ruppias me la arreglaron hasta hoy.

Cámaras

Comencé el viaje con una CANON EOS 400D que ya tenía más de 4 años en el momento de iniciar el viaje. Aguantó 6 meses pero falló en el sur Tailandia. De allá fui hasta Kuala Lumpur –Malasia- y me hice con una CANON EOS 600D. A partir de ese momento empezó “El Misterio de las Cámaras Rotas”, tres meses de reparaciones y nuevas compras, mucho dinero gastado y mucha frustración.

Cámara Canon EOS 600D

En este proceso me hice en Jakarta -Indonesia- con una CANON PowerShot G12 (cámara compacta que dispara en formato RAW) para salir al paso de Java (estoy muy satisfecho a pesar de las limitaciones) antes de volver a Kuala Lumpur y usar la garantía para reparar la reflex.

Cámara Canon PowerShot G12

Completé el viaje con la G12 y la EOS 600D, de la cual debo decir que no estoy del todo satisfecho: hace unos cielos bastante asquerosos cerca del sol y el polarizador me da unos colores pasadísimos. La aguantaré porque no tengo más remedio (presupuesto) pero no la recomendaría.

[faq-toggle title=”El Misterio de la Cámaras Rotas…” color=”gray”]

En el espacio de 3 meses 4 cámaras réflex se me fundieron. Llegué a comprar dos EOS 600D y una G12 para salir al paso de Java. Llegué a viajar por Sumatra durante dos semanas con 2 cámaras nuevas en la mochila, con la caja y todo, sin poder tomar ni una foto.

Cuando en el servicio técnico de Canon en Jakarta me mostraron el interior de mi cámara no me lo creía: la placa madre estaba toda corroída y había hasta hongos. El motivo era la entrada de agua abundante y la garantía no cubre eso. La reparación era un 60% del precio original de la cámara. El diagnóstico de la otra cámara en el servicio técnico de Canon en Kuala Lumpur era el mismo, pero aquí tuve suerte y sólo me cobraron un 20% del precio original de la cámara (aunque el técnico me confesó que tendría que haber sido más, ventajas de ser hacerse el simpático).

Busqué en todos los foros habidos y por haber y sólo encontré una referencia al sudor como causante de problemas similares. La gota de sudor (aquí la humedad roza el 100% en muchos lugares) entraba por el dial y a partir de ahí la cámara estaba perdida.

La solución era muy fácil:
1. Comprar un visor extensor (EP-EX15II).
2. Llevar siempre en la muñeca un pañuelo para secarme la frente.
3. Poner una bolsita de gel de silicatos en la mochila para evitar humedades.
4. Estar muy atento.

Proseguí el viaje, estuve en junglas, playas, volcanes, los himalayas y no volví a tener ningún problema.[/faq-toggle]

Lentes

Canon EF-S 17-55mm f/2.8 IS USM // Es mi objetivo base y el que normalmente uso (lo compré en 2007). Me da flexibilidad, tiene un gran calidad de imagen y es muy rápida. El principal inconveniente que tiene es su peso de 645g, pero sus resultados lo compensan con creces. Esta lente también acabaría sufriendo un percance en Agra -India- (unos niñatos me echaron polvos holi para hacer la gracieta… para haberlos matado…) Me la repararon en el servicio técnico de Bangalore y no fue barato.

Canon EF-S 17-55mm f/2.8

Canon EF 50mm f/1.4 USM // Por sugerencia bloguera del gran Ignacio Izquierdo me hice con esta lente justo antes de emprender el viaje. Es una lente fija (no hay zoom) con una calidad de imagen impresionante. Es muy poco flexible y creo que por ese motivo no le he sacado todo el partido que ofrece, pero aún así, es sacarla al ruedo y empiezan a salir perlas. Ideal para Retratos.

Canon EF 50mm f/1.4 USM

Canon EF-S 10-22mm f/3.5-4.5 USM // Compré esta lente en Bangkok -Tailandia- al 5 mes de viaje. Echaba de menos un gran angular, no sólo para los paisajes, pero sobretodo para temas de arquitectura. Fue un amor a primera vista. Al principio la lente es un poco histérica (grandes deformaciones en los márgenes) pero una vez le cogí el truco, genial. No estoy muy contento con las distorsiones en los bordes (exceso de desenfoque en ocasiones), pero aún así, me encanta.

Canon EF-S 10-22mm f/3.5-4.5

·························

Como habrás visto éste es un juego de lentes con muy poca distancia focal y así lo busqué. En alguna ocasión (sobretodo con animales salvajes) he echado de menos un poco más de zoom, pero trabajar con distancias tan cortas me obliga a interactuar con la gente (a pedir permiso, vaya) y para mí ésta es una de las razones por las que me encanta echarme a la calle con mi cámara. Así los días saben mucho mejor.

Trípode

¿Llevarlo o no? El trípode añade mucho peso y no deja de ser un estorbo, así que aguanté la duda hasta el último momento. Pero al final decidí llevarlo y si realmente era un problema ya lo mandaría de vuelta a casa. Pasé muchas semanas cargando con él sin darle uso, pero cuando llegaba su momento, entonces todo merecía la pena. Todo depende de cuán “enfermo” estés…

Trípode BENRO A0580F (altura max 1430mm / peso 1.2kg) + Cabeza BENRO BH00 tipo rótula. Resulta más cómodo usar una cabeza de este tipo porque es bastante rápida de ajustar.

Trípode BENRO A0580F + Cabeza BENRO BH00

Memoria

Durante la gran parte del viaje me las apañé con 2 tarjetas SDHC 8GB (vel 10MB/s) y una SDHC 8GB (vel 4MB/s) que sumaban un total de 24GB de autonomía. Puesto que los trekks máximos que realizaba no duraban más de 4 días, siempre llegaba a tiempo de volcar las fotos en el ordenador.

Solamente durante los trekkings en Nepal (hasta 17 días de marcha) compré una nueva tarjeta SHDC 32GB (vel 4MB/s) para ganar autonomía.

[faq-toggle title=”¿Velocidad en una Tarjeta de Memoria?” color=”gray”]

El precio y la capacidad de un tarjeta son factores importantes, pero la velocidad no lo es menos. La Velocidad de transmisión es clave porque es lo que te permite estar en medio de una fiesta, disparar 15 fotos seguidas y que no se te bloquee la cámara porque no da al abasto al guardar.

Yo tengo tarjetas de velocidad 10 y velocidad 4 y no hay color. Si tengo que fotografiar paisajes no hay problema con la velocidad, pero si estoy en medio de un festival con el dedo pegado al disparador, entonces sí.

Mi consejo es no racanear y esperarte un mes más si en el momento no tienes el dinero para comprar una buena tarjeta.

SDHC_Speed_Class_10.svgBusca un icono como éste para saber qué tipo de tarjeta estás comprando.[/faq-toggle]

Accesorios

Visor EP-EX15II. Imprescindible para evitar los problemas con el sudor y la cámara. (más información en “El Misterio de las Cámara Rotas”)

Canon Eyecup Extender EP-EX15 II

3 Baterías LP-E8, originales de Canon. 3 me parece un buen número y nunca me quedé sin tomar esa foto por falta de batería.

FILTROS UV imprescindibles  para la protección de las lentes (rompí 3 durante el viaje). Además llevaba un FILTRO POLARIZADOR que tuve que dejar de usar al cambiar a la CANON EOS 600D ya me daba unos resultados horribles. Una lástima…

Cable Disparador Canon que casi no usé.

Paquete de Gel de Sílice. Barato e imprescindible para prevenir problemas de humedad y hongos en el equipo.(más información en “El Misterio de las Cámara Rotas”)

Limpieza

Kit básico de limpieza de Lentes (pera de aire, toallitas de micro fibra, líquido limpiador, pincel limpiador de lentes). Para limpiar la cámara bastará con un paño de algodón y una botellita de alcohol isopropílico (el de farmacia).

2. Equipo Informático

Ordenador

Viajé con un Sony VAIO de 13,3” Intel Core i5 2410M 2,3 GHz, 4 GB de RAM, 500 GB de disco duro, peso 1,75kg, que a día de hoy todavía está operativo. Un auténtico survivor teniendo en cuenta el trajín que le he dado. Si hubiera tenido más presupuesto no habría buscado una máquina más potente, pero sí una más ligera.

Memoria

Personalmente creo que es un disparate viajar con toda este circo a cuestas y no llevar una buena rutina de Copias de Seguridad. Y más si tenemos en cuenta que 1Tb sólo vale 60€. A parte de la copia en el disco duro del portátil, viajaba con 2 discos duros externos WD de 1Tb cada uno. Durante el viaje uno de ellos falló así que en India compré un Toshiba de 1Tb también. Uno de los discos duros SIEMPRE iba conmigo en la mochila pequeña. El otro siempre iba en la mochila grande (bien protegido de golpes).

SIEMPRE HAY QUE TENER 2 COPIAS DE SEGURIDAD. A veces da mucha pereza, lo sé, pero piensa en cómo te sentirías si perdieses todas tus fotos de un viaje como éste...

Calibrador

Un Calibrador de Pantalla es un dispositivo que ayuda a garantizar que los colores se visualicen correctamente en el monitor. La necesidad, o no, de este dispositivo depende de lo importante que sea para ti que los colores se visualicen correctamente. Para mí sí es importante. Mi pantalla, por ejemplo, tiende por defecto a los azules y el calibrador re-equilibra este desfase. Así sé que los ajustes que haga en mis fotos se ajustan al “máximo” a la “realidad”.

Calibrador X RITE eye-one display 2

Calibrador X RITE eye-one display 2 / No es un gadget barato pero sirve para “toda la vida”.

Software

Tal como esta planteado este Blog (y dada mi incapacidad de ser más duro en mis cribas) cada post acaba tiendo muchas imágenes. Plantearme el proceso de ajuste/retoque con Photoshop sería inviable (tardaría demasiado tiempo) así que apuesto fuerte por Ligthroom, llevándolo al límite, y sin tener que pasar por Photoshop casi nunca.

Lightroom

Este programa es una bendición de los dioses. Sin este software me habría sido imposible llevar el blog a este nivel y con esta peridiocidad. No sólo es su excelente workflow (flujo de trabajo) sino que también ando enamorado de su capacidad de organizar mis catálogos de fotos, de lo fácíl que me hace la selección y la exportación posterior. Y para colmo tiene una buena integración con Photoshop y es muy fácil gestionar las copias de seguridad.

InDesign

Es el programa que he usado para la infografías del blog y toda la parte gráfica en general.

Photoshop

Lo uso como asistente, puntualmente para trabajar elementos menores que montaré en InDesign o en alguna foto en concreto que haya algo que retocar.

Que no haya mal entendidos, yo empecé a hacer ajustes con Photoshop mucho antes que con Ligthroom, e indiscutiblemente Photoshop es una herramiente infinita y muy potente, y me encanta. Pero es un tema de tiempo y espacio. Tiempo porque como me meta a trabajar una foto me puedo quedar media hora en ella o más. Espacio porque un PSD con múltiples capas ocupa una barbaridad, mientras que el RAW con su archivo sidecar ocupan muchísimo menos.

3. Extras

Biblioteca

Me lo había recomendado Dave, viajero y amigo, y tenía claro que me lo lleva a mi aventura. El Kindle (libro electrónico)  que me regalaron mis amigos por mis 30 años ha sido un genial compañero de armas y la excusa perfecta para llenarlo de libros en inglés y dar el salto a la lectura fluida en la lengua de Shakespeare.

Han salido un montón de versiones nuevas muy modernas todas ellas, pero han perdido un valor fundamental de los viejos modelos: mi batería dura semanas, mientras que los nuevos duran pocos días. Si te compras uno estate atento a este detalle.

Discoteca

El Sr. Steve Jobs debe revolverse en la tumba cada vez que comento que todavía ando con un Ipod de hace 6 años.

Soy un junkie musical y veo el mundo como un videoclip, así que salir de viaje sin mi música es andar medio cojo. Teniendo en cuenta los cientos de horas que pasarás entre esperas y autobuses, si puedes, llévate algo de música.

Filmoteca

También soy un junkie del cine, pero al iniciar el viaje, decidí dejar atrás mi pequeña Filmoteca (disco duro WD 500Gb) en casa para centrarme en la ruta.

Al cabo de 5 meses, cuando mis padres vinieron a Bangkok, les supliqué que se lo trajeran. Hay muchos días en los que necesitas desconectar de todo, o simplemente darte el gusto de ver una buena peli. A más a más, me he cruzado con otros viajeros cinéfilos y hemos podido cambiar cromos.

Móvil

En casi cada país al que llegaba siempre me hacía con una tarjeta SIM local. Son muy baratas y si llevas ya de casa un móvil libre, es perfecto para salir del paso haciendo una reserva si sabes que vas a llegar tarde a una ciudad, o también para quedar con otros viajeros on the road.

otros

No te olvides de una libretita y del boli bic de rigor para tomar notas, pasar el email a alguien, o mil cosas más. Un Pendrive USB también acaba siendo muy útil.

4. Documentación

Puesto que esta mochila era la que siempre llevaba a cuestas (excepto cuando estaba cerrada bajo llave en la habitación o la taquilla) es aquí donde llevaba el dinero y los documentos importantes. Durante el viaje va a haber mucho trajín así que lo mejor es llevar todos estos documentos juntos y bien protegidos dentro de una bolsa/sobre/carpeta impermeable y bien cerrada.

Documentos Importantes: Pasaporte – Tarjetas de Crédito – Póliza de Seguro – Carnet de Vacunación.