Sr. Albert Seny i Rauxa. Mae Sot, Tailandia

Hará como un par de navidades nos engatusaron, perdón, me engatusaron con un anuncio que cantaba algo así como “la feina ben feta no té rivals ni fronteres” (el trabajo bien hecho no tiene rivales ni fronteras). Era una extraña mezcla de orgullo nacional, con algo de fúrborl y cerveza Damm, “Estrella” que no “Voll” (lástima). Y me engatusaron porque era cierto, a pesar del cóctel transversal de referencias locales mencionadas.

Albert podría ser el más claro exponente de lo antes dicho, y es que el trabajo bien hecho no tiene rivales ni fronteras. Y también le sentaría como anillo al dedo aquello de “poc a poc i bona lletra” (poco a poco y buena letra) o sencillamente lo podría presentar como el más claro exponente del “seny català” (el juicio/sentido común). Albert es todo esto, pero a más a más también pasea con brío por las calles de Mae Sot la “rauxa catalana” (juerga catalana) cuando llega el momento.

Nos conocimos una noche de luna llena de noviembre en Hsipaw (Myanmar), y a partir de ahí y por obra divina de su generosidad se me abrieron puertas nuevas. Puertas que me invitaron a conocer de cerca su vida en Mae Sot, desde donde ejercía de Arquitecto, practicando una arquitectura de las personas y de las circunstancias (no debería ser siempre así, me pregunto). Desde el minuto cero todo fueron facilidades. Me presentó a su vida, a sus amigos y a su pareja. Ya durante la primera tarde, después de oírle hablar sobre su trabajo, sobre lo que implica comprender la situación, el contexto, y sobretodo, a las personas con las que se trabaja. Después de todo esto no pude dejar de comentarle/reprocharle que me parecía un lástima que sólo yo fuera el beneficiario de todo ese torrente de sentido común, de arquitectura realista, de humanidad*. No había lástima, ni pena, ni altiva compasión en su trabajo como cooperante. Había un sereno intento de comprensión de los hechos, un distanciamiento próximo, o una proximidad distante que le permitían mantener el temple y moverse entre los matices grises de la complicada situación que viven los Karen.

Supongo que ése fue el punto donde acabamos por encontrarnos. En este relativismo relativo que acaba tomando partido y mojándose cuando llega el momento. En esa honestidad, generosidad y buen humor que siempre he admirado y buscado por doquier a donde voy. Todo esto rematado y tamizado por la más contundente sencillez.

Señoras y señores, con ustedes, el Sr. Albert Seny i Rauxa.

*Estamos a la espera que anuncie la presentación de su Blog.

7 Replies to “Sr. Albert Seny i Rauxa. Mae Sot, Tailandia”

  1. Frankie! realment nomes tu pots fer aquestes presentacions.. ha d’estar orgullos el Sr Albert! segueix informant-nos!!
    molts petons,
    Maria

  2. Enhorabona per la QUALITAT del blog i els continguts . Un plaer haver-te tingut per aquí i esperant a veure’t de nou.
    Amb aquest escrit, t’has guanyat no dormir al terra la propera vegada que em visitis… 😉
    Una abraçada!!!!

    1. Gracies Jefe 😉 Pel tema del dormir, he d’entrendre doncs que ja m’estàs buscant llit a casa d’alguna d’aquesta solteres que corren per Mae Sot? haha M’agrada, m’agrada 😀

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *